sábado, 26 de julio de 2014

De cómo estoy al borde de un ataque de nervios

¡Hola!
Hoy me voy a Barcelona para por fin POR FIN POR FIN POR FIN hacer la matrícula de la universidad allí. Eso de que el año curso que viene estaré estudiando en Barcelona, y no sólo eso, sobreviviendo me despierta inquietudes... pero que trataré en otro post porque este va de cómo necesito estar ocupada mientras mi mente está histérica, dándose golpes contra las paredes de mi cabeza, y es que: me voy. Sola. Oh, Dios mío.

No he viajado nunca sola, y la única vez que fui en tren fue hace 8 años, así que esta semana ha sido un acumulante cúmulo de nervios, preparativos y... en fin, de lidiar con mis abuelos. Los mismos abuelos que me van a acojer durante los próximos 4 años mientras estudio en la universidad y que pff son un tanto peculiar. 
Pero digo yo que como todos los abuelos ¿no? En mi caso, la pareja consiste de una dócil abuelita y un abuelo cabezota, pero ay... ¡AYAYAYAYAYAY!
¿Qué os parece si mientras tapo las voces de los comentaristas del Tour de Francia con los Beatles os cuento un par de anécdotas?

Para empezar, su llegada ya fue épica. Ponéos en situación: yo. Sola en casa. Dispuesta a ver en la tele y a todo trapo "Broadway Idiot" cuando me llaman para que les ayude con las maletas. Yo ya tenía instrucciones de eso y de *se santigua* llevarles al parking. Y me santiguo porque ¿sabéis esos abuelos que van a pedo de burra, que no pasan de los 40km por hora en la ciudad y parecen Michael Schumacher en la autopista? ¿los que son un peligro? Pues mi abuelo es de esos. Pero la aventura no empieza ahí, no... Para bajar las maletas mi abuelo se paró en el centro de la entrada de una calle peatonal EN MEDIO DE UNA EMERGENCIA MÉDICA. Imagináos el policía gritando, la ambulancia llegando, mi abuelo con una empanada mental y yo sin saber dónde meterme. Todo salió bien si es lo que os preguntáis. Llevarlos al parking resultó no tan peligroso como pensaba (he dicho no tanto) y por fin (cuando digo por fin digo meda hora después en una ruta de 10 minutos hasta mi casa) llegamos a casa.

La siguiente "aventura" tiene que ver con la faceta de manitas de mi abuelo: mi abuela NO SÉ CÓMO metió uno de los botones de la campana extractora y no paraba de "extraer". Así que sigilosamente, porque no me enteré de lo que estaba haciendo el buen hombre hasta que fui a por un vaso de agua a la cocina, me lo encontré con una cosa  puntiaguda (no sé si era siquiera una herramienta y mi cara era algo así:
Lo dejó rayado entero.
Pero la historia no acaba aquí. Tras los siniestros rótulos de "TO BE CONTINUED..." Esta aventura tuvo "fin" ayer cuando mi abuela, dulce e inocente me preguntó eso tan común de: Cariño ¿dónde está el taladro? (Podéis volver a mirar al gif de los emojis porque por dentro estaba así).
Para ir acabando, disimuladamente: me hice la loca, fui a la cocina y le paré los pies a mi abuelo que, atención, quería AGUJEREAR LA TAPA FRONTAL DE LA CAMPANA EXTRACTORA PARA PONERLE "UN ALAMBRITO" PARA QUE SE SUJETARA BIEN.
Así que ¿podéis comprender que, más o menos, ha sido como cuidar de ellos y de la integridad de mi casa y mi barrio también?

En una hora tengo que estar en la estación así que me voy a ir despidiendo.
Os recuerdo que podéis comentar la entrada si tenéis abuelos peculiares o si queréis dejar una oración por mis hermanos que ahora se quedan solos con ellos (ayayayay) y ya, por pedir que no quede, seguirme en Twitter o seguir el blog si no lo sigues ¡a ver si llegamos a los 100!

Un beso
A

PS1: Seguramente twittee un montón en el viaje así que os enteraréis de todo, jajaja.
PS2: O no, porque tengo el resto de la segunda temporada de Supernatural lista para verla ;)

1 comentario:

  1. OMG! ¿Es malo si me reí con la entrada? Puuf, me ha encantado lo del taladro jajajaja
    Mi abuelo estaba to loco también, me acuerdo que se ponía a trabajar en cualquier chapucilla aunque no hiciese falta, pero él era feliz así. Me acabo de acordar que una vez fue a una manifestación o algo de eso y ¡le pinchó la rueda del coche a una! No sé lo que estaba pensando pero vaya... vaya...

    Que guay, a mi me gustaría irme a vivir por ahí yo sola pero bueno, me quedo en casa por el momento... Pues nada, a disfrutar de tu viajecito sola y a twittear mucho para que yo le de a retweet :D

    Besoos!!^^

    ResponderEliminar